viernes, 26 de octubre de 2012

Canelones de espinacas y queso



Ya tenía yo ganas de hacer esta receta, que me parece muy fácil y apetitosa, pero no había encontrado ni la receta ni el momento. Pero eso ya está solucionado y ayer los preparé por primera vez. Busque en otros blogs alguna receta y finalmente me quedé con una, aunque le modifiqué alguna cosa, sobre todo la realización de la bechamel. Yo utilice la bechamel que mi madre ha hecho siempre y sinceramente creo que es mejor.
Os explico un poco la diferencia, muchos cocineros cuando hacen la bechamel, para espesar la leche, utilizan harina (de trigo) la tuestan un poco y después removiendo la harina con la leche, les espesa. Pero mi madre dice que esa bechamel es muy "basta" ella utiliza harina de maíz (Maizena para aclararnos) porque queda mucho más "fina", también tiene otros truquitos que ahora os enseño.
Ya sin más preámbulos, la receta:

Ingredientes:

- 300 gr. de espinacas (Una bolsa)
- 4 cucharadas de piñones
- 3-4 dientes de ajo
- 300 gr de queso en crema, tipo Philadelfia
- Canelones (una caja de 20)
- Aceite de oliva
- Sal
- Pimienta
- Nuez moscada
- 1/2 l. de leche
- 30 gr. de Maizena
- Un poco de cebolla
- Un poco de mantequilla

Elaboración:

Como podéis imaginar, este plato tiene varios pasos en su preparación. Tenemos la preparación de las placas, la bechamel y el relleno del canelón.
Yo lo primero que hago es poner a remojo en un bol grande,en agua templada las placas de los canelones, con cuidado, una a una para que no se nos peguen, removiendo de vez en cuando. Cuando las placas estén blandas y no se pegan, es el momento de sacarlas y extenderlas en un paño limpio, pero cuidado que no se sequen mucho. Normalmente el fabricante de los canelones recomienda poner agua hirviendo y tenerlos unos 10 minutos, pero mi madre dice que así se rompen todas las placas, por lo tanto yo....los pongo a remojo.
Ahora vamos a comenzar a preparar el relleno, para ello, en una sartén sin aceite, tostamos los piñones -con mucho cuidado que no se nos quemen- y los reservamos. Seguidamente ponemos un buen chorro de aceite en la sartén, cortamos los ajos y los sofreímos, también los apartamos y reservamos. En esa sartén, pondremos las espinacas bien limpias, y las dejamos unos minutos, hasta que pierdan el agua. Cuando ya están, las ponemos en un colador para eliminar el agua restante.  Ahora pondremos en la picadora los piñones y los ajos, picamos un poco, añadimos las espinacas y picamos, por último añadimos el queso en crema y mezclamos bien. Finalmente queda como una pasta de un color muy agradable.
Comenzamos a rellenar los canelones con una cuchara, pondremos la junta siempre debajo, para que no se nos deformen. Previamente, la fuente que vayamos a introducir en el horno, la untaremos con un poco de mantequilla para que no se nos peguen.
Por último, solo nos falta la bechamel. Para ello, en una sartén pondremos un chorrito de aceite, y sofreiremos la cebolla  (cortada a gajos grandes ya que después la vamos a retirar, la usamos sólo para darle sabor a la bechamel) cuando tenga bastante color, la retiramos de la sartén y ponemos el 1/2 l. de leche menos un poco. Dejamos que se vaya calentando, añadimos un poco de sal, pimienta y nuez moscada a nuestro gusto. La leche que hemos reservado, la mezclamos bien con la Maizena, sin que queden grumos. Cuando la leche de la sartén comience a hervir, le añadimos el resto y removemos sin parar, comienza a espesar inmediatamente, cuando tenga la consistencia que nos gusta, retiramos del fuego. Y ya lo tenemos,
el paso definitivo que nos queda es, verter la bechamel por encima de los canelones y al horno. Con el horno pre-calentado, a 180-200ºC unos 30 minutos, depende del horno.

Espero que os guste, nosotros en la cena de anoche, le dimos buena cuenta a la bandeja.




No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.